Que ver y visitar en Bruselas en un día

Bruselas es una de esas ciudades que se encuentran cerca de muchos lugares: Ámsterdam, París o cualquier ciudad del Norte de Francia la tienen a tiro de piedra. Por ello, muchas personas que se encuentran trabajando o de erasmus en un radio de 2 horas máximo de viaje, deciden ir a pasar el día a la capital belga. Por ello, como sabemos que sois muchos los que estáis en esta situación, os presentamos una pequeña guía de qué hacer en Bruselas en un día.

Si bien es cierto que no es una ciudad grande, si sólo se va un día es recomendable volver para conocerla en profundidad, aunque con un día será suficiente para hacerse una idea de cómo es la ciudad. Esto es lo que no puedes perderte.

Place du Grand Sablon, esta plaza es una de las más emblemáticas de la ciudad. Aquí podréis visitar la iglesia Notre Dame du Sablon y además encontraréis varios anticuarios, y si tenéis suerte, podréis pasear entre los puestos del rastrillo de antigüedades que se instala en ella. Justo al lado de esta plaza se encuentra la más pequeña, un curioso jardín que merece la pena visitar.

En la plaza donde se encuentra el Palacio Real, aunque hoy en día la familia real no vive en él, sí se utiliza para actos oficiales. Si os situáis de espaldas al palacio, os daréis de bruces con el Parque du Cinquantanaire, uno de los parques más grandes de Bruselas.

Atomium es uno de los puntos que hay que visitar sí o sí. Es otro de los monumentos más emblemáticos de la capital belga, y aunque se encuentra a las afueras de la ciudad, se puede ir sin problema en transporte público. Es indispensable si se quiere tener unas buenas vistas de Bruselas. Fue construido para la EXPO de 1958 y en la actualidad alberga exposiciones de arte.

Justo al lado se encuentra la Petite Europe, una representación de los principales monumentos europeos en maquetas.

Probablemente, la Grand Place de Bruselas sea una de las plazas más espectaculares en la que hayamos estado nunca. Todos sus edificios son góticos, fue construida en el siglo XV. Sin duda, no puede visitarse Bruselas en un día y no pasar por ella, ya que es, posiblemente, lo más espectacular de la ciudad, hasta el punto de haber sido nombrada patrimonio de la humanidad.

A 2 minutos de la Grand Place se encuentran las Galleries Saint Hubert, típicas galerías comerciales europeas del siglo XIX, que albergan chocolaterías, tiendas de moda o cafés.

El Manneken Pis es sin duda el símbolo de la ciudad. No esperéis una estatua espectacular, casi pasa desapercibido si no es por la gente que hace cola para fotografiarlo. Aun así, hay que verlo. Al otro lado de la Grand Place se encuentra su versión femenina, del mismo tamaño y no tan popular.

 

Leave a Reply